¿Cómo sería Chicas Malas 2 con el guión escrito por Lindsay Lohan?

mean_girls-951841481-largeEl guilty pleasure por excelencia del cine de los 2000s ya cuenta con un guión, aunque no el definitivo. Lindsay Lohan, que no da pie con bola desde hace más de una década, está luchando para que la secuela de “Chicas Malas” consiga al fin luz verde (o rosa si es miércoles). Para ello, la actriz, cantante, modelo y cocainómana Lindsay Lohan ha escrito el primer guión. ¿Cómo sería Chicas Malas 2 con el guión de la cantante de “Rumors”?

Lo sé, ya existe “Chicas Malas 2”. Sin embargo, nadie se acuerda de esa abominación de secuela, lo cual es lógico. Si la cinta original brillaba gracias a sus cómicos diálogos en los cuales los adolescentes hablaban como adolescentes, esta espantosa secuela se caracterizaba por lo excesivamente clean version que resultaba. Estúpido era la mayor palabrota que podías escuchar en la cinta. Todo un truño.

CHICAS MALAS: AÚN MÁS MALAS

Guión y dirección: Lindsay Lohan

Han pasado doce años desde que las chicas más populares abandonaron el instituto. Cady (Lindsay Lohan), licenciada en Harvard, es una matemática galardonada con un premio Nobel gracias a demostrar que una función continua cuyo recorrido va desde menos infinito hasta infinito tiene que pasar en algún momento por 0. Cady ha decidido cambiar de aires y mudarse a Nueva York, puesto que hace apenas unos meses se había divorciado de su primer marido Aaron.

Aaron: Cariño, ¿sabes qué día es hoy?

Cady: (Sonrojada) 3 de octubre. Es el día que te pregunté qué día era hace doce años.

Aaron: No, es el día de que esto acabe. Todo esto es una puta mierda.

Cady ahora busca trabajo en Nueva York, comparte piso con dos Erasmus y, entre entrega de curriculum y entrega de curriculum, decide darse una vuelta por la 5ª Avenida cuando, justo en la puerta de Gucci, se choca con una mujer. Es ni más ni menos que Regina George (Rachel McAdams), ahora mujer de un ejecutivo adinerado que trabaja también en la Gran Manzana. Regina, que dirige ahora su propia boutique llamada “RUF!” (Regina Urban Fashion) la reconoce al instante, invitándola a cenar a su casa esa misma noche. Cady, que no tiene nada mejor que hacer, decide aceptar, aunque no sabe en qué lío se está metiendo.

Cady llega a su piso y se pone a ver “RuPaul’s Drag Race”, en el que aparece su amigo insoportablemente gay Damian y, seguidamente, escoge modelito para ir a cenar a ver a su antigua y malvada amiga. La elección de Cady es contundente: ha seleccionado un vestido negro largo de Lefties que no dejará a nadie indiferente.

Regina: Me encanta tu vestido.

Cady: Gracias.

La cena fue algo incómoda. Regina le preguntó qué fue de ella después del instituto, a lo que Cady respondió con total sinceridad acerca de su matrimonio fallido. Regina le comenta que ella cayó en las drogas pocos años después de terminar el instituto y que estuvo en rehabilitación durante un largo periodo de 15 días. Regina le pregunta a Cady si alguna vez había consumido crack, a lo que Cady responde que no.

Risas en la sala.

Cady afirma ser abstemia.

Risas en la sala.

Durante la cena, las dos chicas también hablan sobre qué ha sido del resto del grupo. Karen (Amanda Seyfried) está triunfando en la previsión del tiempo en la televisión de Connecticut. Mientras tanto, Gretchen (Lacey Chabert), la cual había tenido un fugaz romance con Lil Wayne (¿?), ahora está probando suerte en el mundo de la música, puesto que tuvo una lesión y ya no puede ejercer más de animadora. Ahora es una famosa cantante de rancheras en uno de los cruceros low-cost más famosos de la costa oeste.

De postre, Regina le da a Cady una barrita enérgetica con el fin de hacer las paces. “Si te la comes, habré olvidado todo lo que me hiciste”. Cady acepta ya que ella no es muy fan de la comida moderna y se había quedado con hambre.

Se despiden con un cordial saludo y, llegando al portal de su piso, es atracada, violada y asesinada por una loca de pelo negro. Sí, amigos. Janis ha matado a Cady. Janis, que ha reconocido demasiado tarde a su íntima amiga del instituto, suplica a Dios que acabe con su vida tambien, dando vueltas sobre sí misma con los brazos abiertos y gritando “¿a qué estas esperando?” repetidas veces. Janis es atropellada por un coche.

FIN

 

Tal y como podeis ver, “Chicas Malas: Aún Más Malas” es una película repleta de flashbacks en el que las actrices ni siquiera se han encontrado. Es algo así como un capítulo de Acción de Gracias de Friends. Además, podemos ver que la capacidad de escritura de nuestra queridísima Lindsay Lohan es prácticamente nula, puesto que el final de esta cinta coincide con el final de la primera película de Scary Movie.

Los créditos de la película serán pocos convencionales, pues veremos a Lohan escribiendo los créditos a mano en una libreta y mostrándolo a cámara con una sonrisa algo sospechosa. Se estiman unos 239 minutos de duración.

captura-de-pantalla-2016-12-30-a-las-20-30-56

En definitiva, Tina Fey es la única persona que decidirá si llevar a cabo o no esta cinta y viendo los últimos trabajos de esta mujer, no deberíamos ilusionarnos demasiado.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s